Please reload

SITIO LIBRE DE ANUNCIOS
ENTRADAS RECIENTES

Cómo elaborar una planeación argumentada

07/11/2016

Basado en el video de YouTube "Planeación Argumentada en Sólo 5 Pasos"  de Edu Consultores.

 

 

1. Describir el contexto.

 

Para elaborar una planeación que logre satisfactoriamente su propósito, es conveniente considerar la historia y la cultura de la localidad y/o la colonia donde se ubica la escuela. En éste sentido, resulta prudente reflexionar respecto al ambiente en el que se está inmerso, ya sea rural o urbano, ya que cada uno presenta características e implicaciones muy particulares.

Así también, se sugiere observar el acceso a servicios tales como electricidad, agua, telefonía e internet. En cuanto al transporte público: el número de rutas y la frecuencia con que estas ingresan a la zona.

Conviene tener en cuenta los problemas sociales como son la violencia, la drogadicción y el pandillerismo, entre otras situaciones que pudieran incidir negativamente en las prioridades y condiciones educativas tales como la normalidad mínima de operación escolar o la convivencia sana y pacífica.

No menos importante resulta incluir una descripción del clima del lugar, en tanto que la normalidad mínima de operación escolar pudiera verse afectada por condiciones y fenómenos de ésta índole.

Al conjunto de todos los aspectos anteriores se denomina “contexto escolar externo”.

Para el “contexto interno”, se recomienda hacer una valoración de la infraestructura del aula: lo que existe y lo que falta. Así también, verificar el acceso a tecnologías de la información. Sería poco efectivo elaborar planeaciones que promuevan el uso de tales tecnologías, cuando el aula no cuenta con electricidad o si la comunidad no tiene acceso a internet. Todas estas limitantes deben tomarse en cuenta para la argumentación de la planeación.

Se sugiere incluir también una descripción de las instalaciones sanitarias. Por ejemplo: verificar si el número de baños es acorde al número de alumnos en la escuela; si las instalaciones hidráulicas están en buen estado; si se cuenta con bebederos; etc.

Muy importante es mencionar si está debidamente habilitado o no el acceso para personas con necesidades especiales de aprendizaje: rampas y otras facilidades para un adecuado acceso a la educación.

 

 

2. Realizar el diagnóstico grupal.

 

En esta etapa se describe a detalle el grupo: sus características particulares y generales. Mediante el diagnóstico del grupo se obtiene información sobre: el número de alumnos; estadísticas por género y edad; causas de ausentismo en los alumnos, etc.

Es también durante esta etapa, cuando se aplica el examen de diagnóstico, a través del cual se podrá conocer si existe algún rezago respecto a los aprendizajes esperados del grado anterior, para que con base en esto, pueda hacerse una planeación a la medida del grupo.

Otro instrumento sugerido es un estudio socioeconómico, mediante el cual se pueda conocer la capacidad financiera promedio de las familias de la colonia o comunidad, a fin de evitar incurrir en requerimientos poco asequibles.

Cabe también indagar sobre las necesidades especiales de aprendizaje. Aplicando un test de estilos de aprendizaje, se favorece el diseño de actividades acordes y diferenciadas para cada estilo. Los alumnos no son iguales y no aprenden de la misma manera. Por lo tanto, la planeación debe adecuarse a estos aspectos.

 

 

3. Elegir y planear las actividades.

 

Para éste paso, se recomienda considerar alternativas que atenúen las problemáticas identificadas en los pasos 1 y 2. Así pues, conviene potenciar las cualidades del grupo que a estas alturas se conocen, mismas que facilitarán la adquisición y consolidación de los aprendizajes esperados.

 

 

4. Argumentar las actividades de aprendizaje.

 

Para esta etapa se recomienda plantearse el siguiente cuestionamiento, para cada actividad de aprendizaje elegida: “¿por qué decidí implementarla de éste modo?”. La respuesta a tal cuestionamiento constituye precisamente la argumentación requerida.

Las actividades que se incluyan en la planeación, deberán estar justificadas. Es válido también explicar el porqué de toda vez que se decida suprimir actividades o sustituirlas por otras.

 

 

5. Describir los procesos y las herramientas de evaluación.

 

Una vez que se conoce el grupo: sus fortalezas y áreas de oportunidad; es posible elegir el tipo y/o herramienta de evaluación que, a criterio del docente (y de manera argumentada), sea el más apropiado para valorar el nivel de logro de los alumnos en función de los aprendizajes esperados.

 

 

Adaptado de

 

"Planeación Argumentada en Sólo 5 Pasos", Video de YouTube, 7:34, publicado por "Edu Consultores", 17 de noviembre de 2015,

https://youtu.be/UQPb03aJGS0.

Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
Please reload